Red MTB 2018: Destino Navalcarnero

Es realmente gratificante ver a todos estos niños aquí esta mañana… Este grupo, y las generaciones que siguen, es lo más importante. No creo que haya alguna cosa mejor que podemos hacer como pueblo que dejar un legado, algo que otros puedan aprender.

John Opie

El regusto de la pequeña ruta del sábado por los senderos del sur es aun recordado por mis piernas cuando suena el despertador. Hacia muchos meses que no madrugaba para montar en bici, para estar en un sitio y a una hora.

Cuando miro por la ventana veo que esta todo mojado, en ese momento me entra un mensaje de Jorge, ¿cómo está el tiempo por la zona? Húmedo pero con visos de mejora inminente. Le mando una foto y Jorge se aferra a una pequeña esperanza azul que se deja ver entre una maraña de nubes, él tiene que entrenar para no sufrir en los Monegros, otra de las marchas en las que no conseguí dorsal y para mí fue el comienzo de esta travesía por el desierto en el que he perdido la forma y ganado muchos kilos.

Me gustan las calles mojadas, el brillo de los reflejos de un sol que se asoma tímido, mi cabeza loca va a su bola y me paso la rotonda para ir al puente, acorto y enlazo con el parque por una rotonda peligrosa, pero triste y solitaria como una canción de Pablo Alboran un domingo a las 8 de la mañana. La salida de las presillas y la subida al pinar de Leganés ya me dejan claro que no tengo piernas, mi pulso va disparado. Bajando hacia la casa de campo me uno involuntariamente a un grupo que me adopta sin hacer preguntas, un miembro del grupo se presenta y me da la bienvenida a su pequeña familia sobre ruedas, le saludo pero declinó la invitación, salir con mucha gente es algo del pasado. Pero he de reconocer que me gusto el ambiente de grupo y camaradería. Un senderito por la casa de campo para acortar, esta no cuenta para la prohibición ya que lo han destrozado ellos con un tractor para hacer un cortafuegos. Al ir llegando al Lago seco por obras, me encuentro con la duatlón de Madrid y cientos de cuerpos esculpidos como los de las fotos de los catálogos corren como si les persiguiese el diablo, al final va ser verdad que un culote integral puede quedar bien a un ser humano real.

Me reúno con Jorge y comenzamos nuestro peregrinar hacia el sur, a subir los metros que la gravedad hacia nada me había regalado ahora me los cobra a un 2-3% de interés, en estos momentos es cuando recuerdas las horas de este invierno entre series, sofá y manta ahora acumuladas en el ecuador de una tripa descomunal. Mi ritmo no es malo, es patético, lo único que tengo alto son las pulsaciones y el colesterol. Jorge tiene una paciencia infinita y aguanta mi ritmo de tortuguita. Llegamos a Alcorcón entre pequeñas sendas y una ciudad que despierta, lo que nos permite rodar sufriendo apenas un par de tontos al volante. Parada obligada en la universidad Juan Carlos Primero para hacer un master exprés y continuar rumbo a Navalcarnero.

En el área de descanso de la vía verde hacemos una pausa, recobramos fuerzas y vemos que tampoco hay mucho tránsito de ciclistas. Lo normal para un fin de semana en una arteria natural ya de por si transitada por los que buscan dar un respiro al corazón y estirar algo las piernas. La vía verde muy bien acondicionada nos deja en un suspiro en el puente de hierro, un símbolo para la comunidad ciclista del sur que no podemos evitar llenar nuestra memoria de recuerdos mientras lo cruzamos y vemos la senda hormigonada que era nuestra única opción de paso en los viejos tiempos. La cuesta de después yo creo que ha crecido, ahora es muy empinada y para tomarnos una pausa nos hacemos unas fotos en el apeadero de la vieja estación del Guadarrama, que en primavera se enclava en un rincón maravilloso, pequeño vergel verde de tranquilidad. Pero lo inevitable nos aguarda y nos cuesta mucho, más de los que recordaba subir el tramo de cuesta que nos deja el rodar tranquilo hasta el pinar de navalcarnero y posteriormente sus agradables cuestas encajonado por las ruinosas obras de un proyecto demasiado ambicioso para los tiempos que corren y congelado en el tiempo. Llegamos pronto, ya hay bikers tomando su aperitivo en las terrazas de la plaza, nosotros vamos al chino, somos ciclistas low cost de bajo presupuesto, unas patatas y unas coca-colas sentados a escasos metros de la plaza, al sol se está de lujo. A la una foto oficial, muy rápida, todo muy fugaz y dispersión.

Como necesito agua paramos en una fuente con un gravado El caño de San José no le levantan leones: pero le levantan las mozas, con el culo, a rempujones. Copla popular. Que no sé yo si hoy pasaría la censura de un pleno del ayuntamiento. Un lugareño nos dice que mejor no beberla que hasta hace poco ponía no potable y nos indica una fuente cercana más segura.

El tramo de vuelta se me va atragantando cada vez más, los kilómetros van pasando factura y al llegar a Móstoles bromeo con Jorge sobre regresar en tren a casa, el abono transportes es una tentación. Pero me veo capaz de llegar montado y en la rotonda del centro de Salud nos encontramos con ciclista tirado en el suelo rodeado de personas mayores que le miran, esta dolorido y no pude incorporarse, Jorge toma el mando de la situación, dispersa a los curiosos y llama al 112, veo pasar una ambulancia y la paro como un si fuese un taxi, en menos de 5 minutos es atendido, entre 10 y 15 minutos después damos por concluida nuestra buena acción con el ciclista herido, Emilio, en la ambulancia y su hijo haciéndose cargo de su bicicleta. (Durante la semana nos ha informado que ha sido operado por rotura de fémur y tres clavos para fijarlo, tendrá para unos 6 meses hasta poder hacer vida normal).

Nosotros terminamos cansados, pero contentos de volver a rodar juntos, de hacer una ruta larga y de ver si podemos volver a los caminos con nuestras alforjas. Yo tiro para casa y Jorge continua hasta la suya a un le quedan 20 km para disfrutar de un gran día de primavera.

Anxo pérez dice Sueña. Soñar es pensar a lo grande. Es apuntar a la luna sabiendo que si te quedas corto, alcanzarás alguna estrella. Y en estas semanas iremos cerrando los ojos para ir conciliando el sueño mientras cargamos de kilómetros nuestras piernas.

 

Track de la ruta.

NO OLVIDES SUBCRIBIRTE AL CANAL DE YOUTUBE 🙂  y disfrutar de las videorutas.

 

P.D: Emilio te deseamos una pronta recuperación y puedas retomar la bici cuanto antes.

Acerca de alakan

Dentro de veinte años estaras mas arrepentido de las cosas que no hiciste que de las que hiciste.Asi que librate de las ataduras.Naveja lejos del puerto seguro.Atrapa las huellas del viento en tus velas.Explora.Sueña.Descubre.MARK TWAIN.
Esta entrada fue publicada en Marchas y Carreras, Rutas con el foromtb. y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.