Diario de un triatleta con sobrepeso Temporada 19-20 : Semana 5

Uno de los principales síntomas de la depresión es el ensimismamiento. La persona deprimida está demasiado centrada en cómo se siente. Su decaimiento no responde a la realidad, pero es muy importante para ella. Cuando siente tristeza, reflexiona sobre la misma, la proyecta hacia el futuro y a todas sus actividades, lo que a su vez aumenta la tristeza.

La auténtica felicidad” (2002), Martin Seligman

resilencia

Desde hacia unos meses me veía cuesta abajo y sin frenos, en los entrenos me sentía semana a semana cada vez peor, menos fuerte, menos rápido menos entrenado. Supongo que el inherente paso del tiempo hace mella en todo y ahora con mantenerme sano, sin dolor y con una lucidez, movilidad y un alto grado de actualización social y tecnológica me tendría que servir. Me siento un adicto al resilencia, a volver a empezar una y otra vez, con ilusión pero cada vez con menos paciencia. La lesión de rodilla, un tiempo desapacible y la falta de motivación es la tónica de esta semana.

Lunes 27 de enero. Hoy toca Test de natación, lo que viene a ser 400 metros de calentamiento, 1000 metros de darlo todo y 200 metros para enfriar. Cuando entro en la piscina veo que esta hasta arriba, ruido, las calles con mas de tres personas y mis ganas de nadar no las veo en ninguna de ellas, estos son los días que hay que superar.

Me meto en el agua y a los 100 metros me molesta la pierna, me duelen los brazos y mis voces me dicen vete a casa. Pero sigo nadando, hasta completar los 400 metros y veo queme he quedado con otro en la calle solo. Descanso para la serie de 1000 y me desanimo al ver el tiempo de la de 400 horroroso. Empiezo la serie de mil y me nota sin fuerza en los brazos y sin nada de técnica, me recuerda al Javier de hace un año que nado 350 metros en una hora y llego muerto a casa. en algunos largo me molesta el compañero de calle, pero no es escusa, voy sin técnica, no siento el flow del agua y me limito a completar la serie con un patético 2.47 los 100 metros. Nado desolado los 200 metros de enfriamiento, cada día voy a peor.testn

Martes 28 de enero. Hoy toca fuerza, pero la verdad no tengo ganas de nada, se que no se puede hacer, que hay que luchar y perseguir tus sueños, aunque sea a pata coja. Como empiezo mis vacaciones de invierno me quedo hasta las tantas viendo la tele, que mal.

Miércoles 29 de enero. Intento levantarme pronto y aprovechar el día pero no puedo, me quedo un par de horas en la cama más de lo deseado y al final me animo para ir a la piscina, al Spa y a la zona termal. La piscina de los cantos es como una residencia de la tercera edad  pero con ropa deportiva, gorros de colores y un sentido del civismos increíble, con eso de que soy mayor hago lo que me da la gana y eso provoca conflictos entre ellos también. Quería repetir el test de natación para ver si algo más motivado me salia mejor, imposible nadar con el amable compañero de calle que a pesar de estar nadando en la calle de nado rápido, de doblarle 4 veces en 400 metros sigue sin cederme la salida cuando sabe que lo voy a pasar en un metro. Al final hago el test en 2:42 los 100 metros, 5 segundos menos que el lunes pero 20 segundos por encima de lo que he entrenado y tendría que estar. Mientras pongo al baño maría mi mal humor en la zona termal, con el vaho que sale del agua se van diluyendo mis esperanzas de este año correr algún duatlón en marzo.

Jueves 30 de enero. Feliz cumpleaños, hoy me regalo una visita a la médico re-habilitadora  a primera hora de la mañana. Me examina, me hecha la bronca por no estirar y estar jodiéndome la rodilla, me diagnostica quiste de Baker y ecografía para ver su tamaño. Me voy a la piscina y no encuentro ritmo, ganas, flow ni motivación para seguir.  Sigo sin poder correr, lo poco que había ganado ya lo he perdido, necesito 50recuperar la rodilla, nadando me molesta en ocasiones, en bici no tanto pero no quiero forzar. Al final disfruto de mi familia, de las llamadas y mensajes de mis amigos. No siempre los planes salen como tenia pensado, bueno otra vez será.

Viernes 31 de enero. Como soy idiota me puse una cita para renovar el DNI a las 9:00 de la mañana, a las 10:00 salgo de la comisaria, hace frío, hay niebla y no hay ganas de bici, así que dedico la mañana a mis asuntos pendientes de los que nunca tengo tiempo. Por la tarde lo dedico a estudiar Inglés y a ir a por la bici de MTB, que la lleve para arreglar la rueda que esta descentrada y me llaman para decirme que esta la llanta trasera fisurada, dedico gran parte de la tarde a buscar ofertas.

Sábado 01 de febrero. El entreno se adelanta un poco en su horario, toca master class de natación impartida por nuestro entrenador Victor, es una pasada nadar en dos calles juntas para ti. Somo poquitos, apenas acudimos 5 y nos enseñan primero a nadar a mariposa, técnica de patada y brazada, continuamos con la braza igual técnica de brazada y patada para completar la técnica con espalda y un ejercicio chulo llevando un pull en la cara sin que se caiga para hacer el movimiento de brazos correcto. Terminamos el entreno con 100 estilos y un jornada muy divertida de natación. El sábado lo terminamos con una comida de club en nuestro patrocinador Manacor.

Domingo 02 de febrero.  El día se despierta gris y pesado, me cuesta una vida salir de la la cama. Jose me mete prisa para salir con la bici de montaña, toda una oportunidad para ver si aguanta la llanta fisurada. Nos damos una vuelta divertida en sentido contrario a lo que solemos hacer, breve charla con cymrun un viejo amigo del foromtb y seguimos a ritmo alegre impuesto por Jose que esta acelerado por los cereales con vitaminas de la niña que se ha metido esta mañana. Termino la semana y mis vacaciones con un paella rica en familia que cocina mi padre para celebrar mi cumpleaños y el suyo que fue el sábado.

Creo recordar que ya use esta cita en otra ocasión, pero ahora la he buscado a propósito, es de Robin Sharman del libro El líder que no tenia cargo y habla de la paciencia (…) Este proceso me hace pensar en un granjero: planta la semilla, riega los campos y fertiliza la tierra. Y no parece que pase nada. Pero el granjero no se rinde. No sale corriendo al campo a cavar buscando verduras… El granjero tiene paciencia y confía en el proceso natural. Tiene fe y comprende que gracias a su esfuerzo diario cosechará. Y un día, casi de repente, ahí está. Superar lesiones y ver los resultado es como cultivar los campos, duro y con resultado incierto a futuro, paciencia.

 

Acerca de alakan

Dentro de veinte años estaras mas arrepentido de las cosas que no hiciste que de las que hiciste.Asi que librate de las ataduras.Naveja lejos del puerto seguro.Atrapa las huellas del viento en tus velas.Explora.Sueña.Descubre.MARK TWAIN.
Esta entrada fue publicada en rutas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .