Los 10.000 del soplao 2016: BEGIN THE BEGUINE

Aprenda a amar sus derrotas, Marcus, pues son las que le construirán. Son sus derrotas las que darán sabor a sus victorias.

Joël Dicker

Monte A

Era previsible, demasiado previsible, si no tienes tiempo para entrenar tienes que bajar tus pretensiones de éxito o aprender a sufrir por encima del umbral que consideras divertido para algo que verdaderamente te llena y da en gran medida sentido a tu vida. De las derrotas se aprende y en la bici me estoy doctorando a base de una buena cantidad de fracasos, de errores, pero no me siento triste, ni decepcionado, al final el poco tiempo que le he dedicado a entrenar ha sido un tiempo que he disfrutado y me lo he pasado en grande.

salida.jpgPara nosotros el día comienza muy pronto, las 5:30 de la mañana de un sábado es más la hora de acostarse de muchos que de levantarse para hacer unas subiditas. Pero el madrugón tiene su recompensa, encontramos sitio para aparcar en el Mercadona y nos posicionamos muy bien en la salida. Gracias a que nosotros hacemos las marchas a lo Dora exploradora con “Mochila” podemos vencer al frescor mañanero con las chaquetas y minutos antes de la salida guardarlas para salir por primera vez en mi vida, de corto y sin chubasquero.

Cohetes, cencerros, bullicio y thunderstruck sonando por los altavoces cuando sobre el minuto 6 largo casi 7 tomamos la salida, sin grandes dificultades hasta el primer atasco pero que la verdad duro poco, con todo metido Sherezade es un tractor que sube por cualquier sitio y más con las piernas frescas. Superamos la primera subida y en la primera bajada del alto de San Cibrián, bajo muy inseguro la bicicleta no es estable y cuesta tomar la trazada con seguridad, seguramente el exceso de presión en los neumáticos y el terreno poco firme me complicaron la bajada que al final despacio complete con existo y con mi bidón, algo que parece un existo a tenor de la cantidad de ellos que vi tirados por el suelo.

Una de las grandes alegrías de la jornada nos la llevamos camino de la cocina ya que en al final de una bajada en un curva pude escuchar un Javiiiiii a lo Jenny de Forest Gump procedente de nuestra buena amiga Noe.soplao2.jpg

Gracias preciosa por ser como eres y participar de tu pasión tanto estando dentro como fuera de una marcha. La subida a la cocina la han dejado alicatada para que los master chef del Strava puedan hacer sus mejores kom vuelta y vuelta, pero no me quejo, prefiero sufrir como sufrí dejándome un riñón en las cuestas y medio pulmón, valga la ironía detrás del coche médico un buen tramo. Pero lo conseguí y esta vez con la de 29 cocina superada en su totalidad. La marcha va avanzando y las piernas comienzan a resentirse, falta entrenamiento de altura, de fondo vamos muy bien. Lo siguiente es la subida al Soplao, poco misterio para una subida que hora es muy cómoda y en donde al final nos espera el primer avituallamiento. Lo hacemos rápido y nos ponemos de nuevo en marcha disfrutando del Dron graba la bajada, este año seca que se disfruta como nunca hasta que tienes que te encuentras a los patosos, muy patosos y ayer deje los ruedines en casas para poder tomar la salida, y eso que yo no estoy en mis mejores momentos bajando, pero si veo que molesto me aparto y dejo la mejor trazada para quien baja con ritmo indicando que pase.

Una vez que dejamos atrás la bajada nos toca llanear por carretera o más bien medio sube baja, que le da opción a jugar a Jorge con los semáforos y hacerlos saltar por el límite de velocidad. También pudimos ver o mejor dicho oír el estruendo de una fat bike bajando a más de 30 por carretera.

gominolaEl río está seco y se pasa sin atasco ni problemas, el monte AA nos espera y es aquí donde nuestras fuerzas empiezan a ver que tienen un fondo. Subimos los primeros tramos bien, algunos biker son consolados por sus compañeros cuando el Soplao les dice que esta prueba no es para ellos y desolados se dejan caer sobre el muro de piedra. Alternamos el ir montados con empujar la bici, de nuevo el coche médico sube por una urgencia y le damos paso, mucha rampa para retomar la subida montado. En la curva de las gominolas nos encontramos a otro viejo amigo, un grande para mí del MTB nivel humano al que saludamos justo antes de que nos den la gominola. Siempre es un placer encontrarse con él ya que el mayor contacto lo tenemos por Facebook.

Subiendo nos pasa una preciosa ciclista, con culote largo y chaqueta de invierno, sudando la gota gorda ya que hace un calor de justicia y una compañera que la ve la aconseja quitarse la chaqueta obteniendo un “no puedo no llevo nada debajo” mientras nos miramos el resto preguntándonos cuál es el problema, jejejeje.

Desgraciadamente en estas marchas y con bajadas largas muy rápidas siempre hay accidentes y vemos como la ambulancia evacua a un participante. Ruente renuncia hacernos pasar por el puente de a uno y se agradece. Toca el avituallamiento de la campa, Jorge se enamora de una biker con trenza, yo tengo hambre y nos encontramos con nuestras compañeras y compañero de casa rural que están haciendo la marcha a pie, si lo planificamos no nos sale.

Dejamos atrás el avituallamiento y el moral se ceba con nosotros, mucho calor, mucho moralretcansancio y los calambres avisando en las piernas. Nuestro ritmo de subida es patético y alternamos empujar con pedalear. De repente comienza a llover tímidamente, nos podemos el chubasquero, baja la temperatura mucho, deja de llover y una niebla helada se apodera de nosotros al punto de apenas ver medio metro delante nuestro, un kilómetro después desaparece la niebla y un viento fortísimo toma protagonismos hasta coronar el Moral,  nos ha llevado dos hora subirlo y al preguntar nos indican que en tres minutos cierran el control de paso,  así que nos resignamos de nuevo al bronce, al bajar la preciosa enfermera del moral nos pide ir despacio, la verdad es que en toda la marcha constantemente me han dicho despacio la organización y así es imposible llegar a los pasos de control, es broma a modo de escusa.

En la carretera nos espera Alejandro que ha decido abortar, si las sensaciones no son buenas, es mejor retirarse a tiempo. Los truenos anuncian los que nos caería unos minutos después, una buena tormenta y poca historia más que rodar hasta la meta donde al entrar los tres coincidimos con un grupo de la ruta adaptada y nos anuncian por megafonía como la entrada del grupo de ruta adaptada, el karma tiene estas cosas.

Estoy feliz por haber llegado a la meta sin problemas, sin caídas ni incidentes, por habérmelo pasado genial y por haber aprendido que tengo que trabajar menos, disfrutar más de mis pasiones y aprender a sufrir luchando por mis objetivos. El ejemplo me lo dio un biker con una sola pierna que término el Soplao con un tiempo increíble para mí.

El escritor Islandés  Halldór Laxness dijo Lo importante es tener voluntad; el resto es técnica. Y creo que en esta frase se resume lo que he aprendido en este Soplao, tengo que trabajar la Voluntad.

campa3

Anuncios

Acerca de alakan

Dentro de veinte años estaras mas arrepentido de las cosas que no hiciste que de las que hiciste.Asi que librate de las ataduras.Naveja lejos del puerto seguro.Atrapa las huellas del viento en tus velas.Explora.Sueña.Descubre.MARK TWAIN.
Esta entrada fue publicada en Marchas y Carreras y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s